Blogia
Meditaciones fantasmagóricas

Microrrelatos II

Pues hice dos, para esta semana y, cómo no, no han saldo triunfadores. Ahí van

I
 
Miriam arrugó en sus manos el garabato ilegible que había dibujado.
La tinta, espesa, se agarró a su piel como una caparra. Miriam, intentando despegarse del papel lo rompió y vió como el trozo que caía al suelo estaba inmaculado. La tinta había escapado de él.
Empezaba a corretear por su piel, como una pelicula antigua de dibujos animados, arrimándosele al oído para decirle:
"Ahora, todo cuanto has aprendido debes olvidarlo. Mirate, has cambiado tu propia concepción. Debes ser tú quien cambie en este momento".
 
II
 
Miriam arrugó en sus manos el garabato ilegible que había dibujado. Lo estrechó más fuerte.
Alzó la cabeza para buscar una víctima, un culpable. Ahí estaba la fotografía de Carlos.
Sonriente, aquel día en el parque todo parecía ir de maravilla. Rasgado en el árbol detrás de él se podía leer Carlos y Miriam a uno y otro lado de un corazón.
Dejó caer el papel, se acerco al marco y lo cogió.
Observó por última vez esa sonrisa. Sonrió, se acercó a la ventana y le vió caer como le gustaría que cayera.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

Rubén -

Pues un concurso de la ser, concretamente este:=> http://www.escueladeescritores.com/concurso-cadena-ser

Creo que ya puse el enlace y todo eso. Anímate a participar, puede que halla suerte

Vanlat -

¿Para qué los escribes? Es decir, ¿dónde no salen triunfadores?
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres